errores

Cómo solucionar los errores de dropshipping

Trabajar con terceros implica tener que prepararse para asumir errores que no nos corresponden, especialmente cuando nuestro nombre se compromete por ello. Esto ocurre con frecuencia entre las tiendas online y los servicios de dropshipping.

La mayoría de las veces, el trabajo sale bien y no hay de qué preocuparse, pero un error que puede “pasarle a cualquiera”, no puede ser solventado por cualquiera, sino por el dueño de la tienda.

¿Qué hacer cuando la empresa de dropshipping comete un error?

Es usual que pase, aunque sea una sola vez, durante el tiempo que mantengas relaciones comerciales con un proveedor. Ellos trabajan con bastante volumen de pedidos, pues no solo tienen pedidos de tu tienda online, sino con otras, en muchas partes del mundo.

Cuando un proveedor arruine un pedido, no debes perder la calma, pues podrías exteriorizarlo y tu cliente notarlo. En un momento así, lo que menos necesitas es que las personas que pusieron su confianza en tu servicio también pierdan la calma. ¿Qué hacer, entonces?

  • Asumir el error. O eso es lo que el cliente espera, pues ni sabe de la existencia del dropshipper. Por eso debes dar la cara y asumir el error en todo momento.
  • Brindar solución. Acto seguido, debes ofrecer una compensación al cliente, sea asumiendo el costo de los envíos, ofreciendo un artículo superior sin costo alguno o tarjetas de regalo y/o cupones de descuento para consumir en la tienda.
  • Pagar por ello. Indistintamente del costo que conlleve la compensación, hazte cargo de ello. Luego harás cuentas con el dropshipper.
  • Cobra el error. Cualquier proveedor que se respete asume sus errores, aunque no tenga que lidiar con tu cliente. Para los dropshippers, tú eres el cliente y querrán compensarte por su error.

Por último, deja que el servicio de dropshipping asuma los costos que ya cubriste, pero no esperes que también pague por los artículos de mayor costo que ofrezcas a tus clientes como compensación. Estos gastos debes considerarlos como parte de tu desarrollo como marca y como una inversión en relaciones públicas, pues los clientes hablarán muy bien de ti, ya que no esperan que no te equivoques pero sí que soluciones el inconveniente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *